browser icon
You are using an insecure version of your web browser. Please update your browser!
Using an outdated browser makes your computer unsafe. For a safer, faster, more enjoyable user experience, please update your browser today or try a newer browser.
EspañolEnglishالعربية中文(简体)DanskNederlandsFrançaisDeutschItaliano日本語NorskPortuguêsРусский

COL DU GRANON

Col du Granon, Tour de Francia 1986, la otra historia que no se vió

Era mi última oportunidad de ganar una etapa de aquel Tour de 1986, dentro de mis cualidades como ciclista, cuanto más dura era la etapa, más posibilidades para mí, esta etapa tenía todos los ingredientes para probar suerte, por delante tenía el Col de Vars, el Col de Izoard y el Col du Granon.

Probé desde el inicio metiéndome en todos los cortes que se hacían, niguno valía y se iba a tope, con más de 50 km/h de media en la primera hora de carrera, llegamos a la primera subida y me dije que debía de probar en mi terreno, ataqué al inicio del Col de Vars y me marché solo.

Debido al alto ritmo de carrera, hubo un parón del pelotón en Vars para recuperar y conseguí sacar mucha ventaja en la subida. Después reaccionaron por detrás otros ciclistas que querían romper la carrera buscando la etapa de lejos como yo, se hizo un grupo de muy buenos corredores por detrás con Mottet, Fuerte, Cabrera y demás, pero dentro de mis cualidades de buen escalador-rodador les mantuve a raya con más de 10 minutos de ventaja. Coroné primero el Col de Vars y también el Col de Izoard, una subida mítica que solo conocía por la historia que tenía en las grandes etapas del Tour, seguía teniendo una buena ventaja y me enfrentaba al  desconocido Col du Granon con 140 km de lucha en solitario, un pelotón roto con el líder del Tour, Bernard Hinault, que pasó ya quedado del grupo de los mejores en el Izoard, con la carrera estaba al rojo vivo, se estaba fraguando una jornada histórica del tour de Francia, desde ese año hasta 2015 cuando escribo estas líneas, todavía no ha ganado ningún ciclista Francés la Grande Boucle.

Etapa con final en el Col du Granon, Tour de Francia 1986

Etapa con final en el Col du Granon, Tour de Francia 1986

Al paso por Briançon al pie del Col du Granon sacaba 10 minutos a mis perseguidores, todavía me sentía con fuerza a pesar de la gran paliza que llevaba en mi cuerpo de rodar a tope en solitario. No conocía la subida, pero me habían contado que era muy dura, preparé un piñón de aluminio que tenía para etapas especiales con una corona grande de 24 dientes con 39 de plato pequeño y comencé a subir esos 12 eternos km de subida constante al 10-12% de desnivel sin descansos por una carretera estrecha y saltarina abarrotada de público.

A falta de 3 km mi cuerpo dijo basta, no podía más, no tenía ya energía, había empezado a sentir ese sudor frío que precede al bajón, estaba en la “pre pájara”, encima las referencias eran confusas, no sabía lo que sacaba realmente y aquella subida no se acababa nunca. En el coche, el segundo director de mí equipo, el Teka, Sebastián Pozo me animaba chillando todo lo que podía, pero yo no podía más, ya sin  referencias de mí ventaja, sabíamos que el líder venía quedado y que la carrera estaba patas arriba. Tras 2 km interminables con un sufrimiento rayando el límite de lo agónico, sintiendo la impotencia de que ya no podía ni ponerme de pie en la bici, sentía ganas  de llorar ¡no pasaban los metros!.

Últimos metros antes de la llegada al Col du Granon, victoria de Eduardo Chozas en 1986

Últimos metros antes de la llegada al Col du Granon, victoria de Eduardo Chozas en 1986

Por fin llegué al bandería de último km, !que sufrimiento, que agonía! creo que tardé más de 20 minutos en hacer los últimos 3 km, todavía seguía siendo muy dura la subida, ya llevaba hacía mucho rato “la reserva encendida” me decía a mí mismo: Eduardo solo te quedan 5 minutos de sufrimiento, esto está hecho! Por fin divisé la línea de meta en una pequeña recta de 50 metros, estaba escondida, alcé los brazos para celebrar el triunfo que había conseguido con un esfuerzo titánico, diría yo sobrehumano. Conseguí una gesta histórica casi en el anonimato de la realización francesa que se deleitaba con el sufrimiento del líder caído Bernard Hinault y la nueva estrella del Tour que empezó a brillar con fuerza desde esta jornada el  estadounidense Greg Lemon un joven de mi quinta con 25 años consiguió romper la hegemonía del gran Hinault.

En la cima, después de pasar la línea de meta no me di cuenta de mí gesta, solo sentía cansancio y tenía mucha hambre, aunque sí que estaba contento de haber podido llegar.

Según me iba recuperando me daba más cuenta de lo que había conseguido, me llegaban noticias de que muchos ciclistas lo estaban pasando muy mal para acabar, que el propio Hinault llegaba KO, había sido vencido, había sucumbido ante esta gran etapa. Me daba cuenta de que iba a ser recordada por su dureza. Lo que no podía adivinar es que esta etapa entraría en la historia del Tour de Francia por que fue destronado un rey del Tour:  el caimán Bernard Hinault.

No conocía la subida, casi nadie la conocía, las otras dos si eran conocidas, El col de Vars y el Col d’Izoard los había subido en la Dauphiné, pero el Col du Granon, después de aquel día aún sigue siendo el gran desconocido. Sin embargo es un verdadero “HC” fuera de categoría, es una subida de las más duras que he afrontado en el Tour de Francia, más dura que los míticos Izoard, col du Galibier, col du Tourmalet, col d’Auvisque y demás subidas más conocidas del Tour, la pena es que en la cima no hay una estación de esquí que quiera promocionar la zona, solamente hay una base militar y la carretera se acaba en la cima, solo se puede continuar por un camino de tierra. El Col du Granon se merece participar de nuevo en el Tour, seguro que marcaría la diferencia de nuevo, me gustaría que se hiciese esta etapa en uno de los próximos Tour de Francia de esta década.

Usé mi bicicleta habitual del equipo Teka, era un cuadro Alan de carbono, de los primeros cuadros de carbono que salieron, con racores de aluminio donde se insertaban los tubos de carbono que iban pegados, se notaba más rigidez que en el cuadro de aluminio que también usábamos en aquella época. El grupo era Mavic de aquella época con un desarrollo de 53-39 en los platos y 13-24 en el piñón trasero. Otra novedad para la época eran los pedales automáticos de la marca Look que los empecé a usar ese año con mi equipo Teka

Ya era veterano pese  a mis 26 años, pasé a profesional con el equipo Fosforera-Zor,  con 19 años acabé mí primera Vuelta a España trabajando para mi compañero de equipo Faustino Ruperez, vencedor de aquella edición de la Vuelta. Después realicé en los años 1981, 1982, 1983, 1984 la Vuelta y el Giro el mismo año. En 1985 cambié con el equipo Reynolds a realizar la Vuelta y mi primer Tour. En 1986 también hice Vuelta y Tour, por lo que estaba acostumbrado a la dureza de estas etapas, de hecho este tipo de etapas eran las que más me gustaban, porque es difícil correr en equipo por la dureza del recorrido, los equipos se quedan reducidos a la mínima expresión y al final si atacas en montaña prácticamente los que te persiguen hacen todos el mismo esfuerzo subiendo, solo tiene ventaja el grupo perseguidor en los tramos llanos donde el escapado tiene que seguir a tope y los líderes ahorran energía porque van a rueda, pero los equipos se quedan muy reducidos en este tipo de etapas y es donde buscaba mis triunfos. Aunque confieso que esa etapa fue la etapa más dura que había corrido hasta la fecha en mis 13 tres grandes vueltas disputadas. Todavía me quedaban unas cuantas por realizar, llegaría a disputar 27 grandes vueltas hasta 1993, acabando 26 de ellas, creo que tengo el récord de grandes vueltas acabadas, he sido un ciclista de máxima resistencia en las tres Grandes.

Me siento orgulloso de mi gesta, además es la segunda etapa con el final más alto  de la historia del Tour (Col du Granon 2.413 m) fue la más alta durante mucho tiempo, hasta que en 2011, en el centenario del Tour de Francia, colocaron la llegada en el Alto del Gaibier y Andy Schleck desde entonces tiene el privilegio de haber ganado la etapa con la llegada más alta del Tour de Francia a 2.645 metros de altitud, aunque no de la misma forma, superó a los mejores en los últimos kilómetros y yo con escapada en solitario de 160 km.

 

Col du Granon

2.413 m de altitud, 1.049 metros de desnivel en 11, 5 km a una media del 9,12 %

 

Los pasos por el Izoard en la historia del Tour

Año Col d’Izoard – Tour Nombre-país
2014 Joaquim Rodríguez  España
2011 Maxim Iglinskiy  Kazajistan
2006 Stefano Garzelli  Italia
2003 Aitor Garmendia  España
2000 Santiago Botero  Colombia
1993 Claudio Chiappucci  Italia
1989 Pascal Richard   Suiza
1986 Eduardo Chozas  España
1976 Lucien Van Impe  Bélgica
1975 Bernard Thévenet  Francia
1973 José-Manuel Fuente  España
1972 Eddy Merckx  Bélgica
1965 Joaquim Galera  España
1960 Imerio Massignan  Italia
1958 Fed. Bahamontes  España
1956 Valentin Huot  Francia
1954 Louison Bobet  Francia
1953 Louison Bobet  Francia
1951 Fausto Coppi  Italia
1950 Louison Bobet  Francia
1949 Fausto Coppi  Italia
1948 Gino Bartali  Italia
1947 Jean Robic  Francia
1939 Sylvère Maes  Bélgica
1938 Gino Bartali        Italia
1937 Julián Berrendero  España
1936 Sylvère Maes  Bélgica
1927 Nicolas Frantz  Luxemburgo
1926 Bartolomeo Aymo  Italia
1925 Bartolomeo Aymo  Italia
1924 Nicolas Frantz  Luxemburgo
1923 Henri Pélissier  Francia
1922 Philippe Thijs  Bélgica